Blog

No sabemos cómo, pero lo haremos…

“En dos palabras puedo resumir cuanto he aprendido acerca de la vida: sigue adelante”

Robert L. Frost

Cuando nos planteamos el desafío de abrir ittara Centre de Teràpies Naturals en plena crisis económica se convirtió en toda una carrera de obstáculos. Cada vez que alguien, con la mejor de las intenciones, nos cuestionaba la decisión o nos recordaba todos los riesgos de atrevernos a empezar un negocio en aquel contexto, nosotras sólo acertábamos a repetir: “no sabemos cómo, pero lo haremos”.

Y así fue. Lo hicimos. Y a día de hoy seguimos sin saber muy bien cómo…

Desde aquel 2013 hasta ahora no han dejado de sucederse, como en la montaña rusa que es la vida, un sinfín de situaciones complicadas que hemos ido salvando como buenamente hemos podido. y, desde el instinto de supervivencia a centrarnos cada pequeño paso, hemos ido sorteando uno a uno todos los retos que se nos han ido presentando.

Ahora, con el Covid-19, el confinamiento y con todo y tanto que nos ha sobrevenido a demasiados niveles con esta pandemia, esta apuesta firme por confiar en que saldremos, aunque no sepamos cómo, como siempre lo hemos hecho, cobra mucho más sentido.

A menudo nos centramos en querer encontrar estrategias que nos protejan de lo inevitable. Tantas otras, nos empeñamos en resistirnos y no aceptamos lo que nos está tocando vivir, lo que nos condena a no encontrar alternativas. Y demasiadas ocasiones nos quedamos tan enganchad@s en el problema, que no logramos crear soluciones. Respuesta lógicas toda ellas.

Lógicas porque no nos han educado para enfrentarnos a los conflictos inherentes al ser humano y al hecho de estar vivos, de convivir, de habitar en sociedad.

Y aún más lógico es no ver el camino cuando estamos en plena tempestad huracanada. Así que, si en plena desescalada, a penas puedes atisbar la salida a todo lo que nos está tocando vivir, que no cunda el pánico. Bastante tenemos con esforzarnos a diario con mantenernos a salvo e ir sobreviviendo, con ir resolviendo las pequeñas contiendas cotidianas, con ir trampeando las borrascas emocionales que nos azotan día a día…

“Pregúntate qué es lo que te hace sentir vivo y hazlo. Lo que la gente necesita es vivir”

Howard Thurman

Por eso es importante, entender que no tienes que hacer nada. Nada salvo resistir y cuidar de ti para estar en condiciones de seguir caminando. Preguntarte qué te hace sentir viv@ y hacerlo. Dirigir toda tu energía a todo lo que te nutre, te estimula, te hace sentir bien, te enriquece, es la única forma de fortalecernos para poder gestionar adaptativamente todo lo demás. Concentrarte en lo que te impulsa hacia adelante o darte permiso para parar y descansar también son estrategias de superación.

Actúa pero no luches, no te resistas. Usa tu inteligencia emocional y tu sabiduría interior para invertir en ti, con dedicación consciente, autocuidado y mucho amor. Define bien tus límites y sé impecable a la hora de respetarlos y hacerlos respetar. Elige creer en ti, en tus capacidades, en tus habilidades, en tu potencial e, incluso, en todo lo que no sabes que puedes, para seguir caminando a pesar de los pesares.

«Solo da el primer paso y el resto del camino irá apareciendo a medida que camines»

Martin Luther King

¡Sigue adelante!. Camina, muévete, sigue… y confía de forma proactiva en que, aunque no sepas muy bien cómo, al final lo harás… Porque, a cada paso que vas dando, ya lo estás haciendo. Porque todo lo que hoy parece insignificante en medio de esta locura son raíces que te sostienen. Porque, aunque parezca que no estás haciendo nada, vivir y sobrevivir lo es todo.

No es fácil, es agotador, cuesta ver la luz al final del túnel, a momentos dudamos y dudaremos pero, al final, sea cuando sea, lo haremos. Lo conseguiremos. Sólo da el primer paso, y luego otro, y luego otro… Si necesitas descansar, para, coge fuerzas y después sigue… Y, así, cuando quieras darte cuenta, sin saber muy bien cómo, lo habremos logrado.